Miyajima (宮島)

Alejandro Tagua Gago/ agosto 20, 2011/ Miyajima/ 2 comments

La gran puerta Torii. Miyajima.
Este verano he tenido por fin la oportunidad de visitar la Isla de Miyajima. Era algo que tenia pendiente desde mi anterior viaje, y la verdad que en nada nos equivocamos, mereció mucho la pena a pesar de lo lejos que esta de Kobe.
 
A 50 kilómetros de Hiroshima, llegando a en tren hasta la estación Miyajima-Guchi (宮島口), podemos encontrar el ferry que nos cruzará hasta esta bella Isla.
 
Miyajima es conocida como la Isla Santuario, como su mismo nombre indica, o Isla de los dioses. Es por tanto una Isla Sagrada, no se puede nacer o morir, no se pueden tampoco matar a seres vivos, por lo que tampoco talar arboles. Por ello, un enorme bosque virgen rodea las pocas edificaciones de la Isla, y los monos, y ciervos (al igual que en Nara) anda a sus anchas.
 
A pesar de siempre estar llena de turistas, pudimos apreciar su belleza. Lo mas destacado en las famosas postales, y fotografiás sobre Japón, y considerada una de las tres vistas (Nihon Sankei) más emblemáticas del país, es la gran puerta Torii. Este gran pórtico de 16 metros de alto, yace en medio del mar, indicando la entrada al recinto sagrado que es la Isla.
 
Desde el barco, al llegar, puedes apreciar la belleza de el santuario Itsukushima, situado frente a la puerta, y con el monte Misen como telón de fondo.
Vistas desde el ferry. Santuario y monte Misen.
El monte Misen se encuentra dentro del Parque Momijidani (Valle de la hoja de arce) Desde allí se puede tomar un teleférico hasta la cima, donde se pueden apreciar unas maravillosas vistas de la isla, y sus alrededores.
 
El Santuario Itsukushima, (año 593) esta situado sobre pilares, y en la plataforma, llamada Bugaku, rodeada por linternas de bronce, se llevan a cabo presentaciones musicales. Este se realiza durante el festival de Kangesai, reminiscencia del periodo Heian, y es llevado a cabo a mediados de verano cuando hay luna llena. Además posee el escenario de Teatro No más antiguo de Japón. El santuario consta de distintas edificaciones, repartidas, y unidas por caminos o galerías.
Itsukushima, y Goju-noto, una pagoda de 5 plantas (año 1407).
Faroles de bronce dentro del santuario.
Os invito a conocer la importancia cultural e histórica de este templo, en este enlace. Retiro de shogunes, y lugar de importantes reuniones en periodos trascendentales en la historia de este país.
 
Patrimonio de la Humanidad por La UNESCO, Miyajima es un lugar que espero volver a visitar. Siempre encontraré algo nuevo, y aun me quedaron 3 importantes cosas que vivir en la Isla, que además son consejos para su visita.
 
Cuando nosotros la visitamos, la marea estaba baja, por lo que no conseguimos tomar esas fotos en las que tanto el santuario, como la puerta Torii son reflejados en el agua. Hay unos horarios, variables según la fecha, para las mareas. Debéis de consultarlos antes de plantear una visita, si queréis conseguir disfrutar de esas imágenes.  Aunque con la marea baja, puedes llegar andando hasta la puerta, y disfrutar de su grandiosidad, algo que sin duda es una gran experiencia.
Marea baja. Los pilares centrales son un sólo tronco de árbol.
Desde abajo de la gran puerta.
Por motivos técnicos no pudimos subir con el teleférico al Monte Misen, por lo que me queda pendiente la experiencia. Aunque si he leído que tras el ascenso es conveniente ir mentalizado de hacer un pequeño senderísmo hasta la verdadera cima del monte. No puedo dar detalles, pero sino se quiere andar, desde la altura a la que te deja el teleférico supongo que será suficiente para apreciar bonitas vistas.
 
Y por ultimo, algún día, no estaría mal dormir en Miyajima. Son pocos los alojamientos, pero cuando el último ferry abandone la isla, dejándola aislada hasta el próximo día, sin duda la tranquilidad de la noche debe reinar sobre este lugar. Las fotos de sus monumentos de noche deben ser increíbles, sin duda seria un remanso de paz que me gustaría disfrutar.
Desde el interior del santuario las vistas son fabulosas.

About Alejandro Tagua Gago

Fue en Diciembre de 2010 cuando decidí dar el paso, deje mi trabajo, y me aventuré. Viaje a Japón por segunda vez, pero esta vez para quedarme 1 año y 3 meses, la vida allí me cambiaría totalmente. Entonces nació esta bitácora, que tantas alegrías me ha dado. En Japón gracias a mucha gente, entre ellas mi actual pareja, pude mejorar día a día, y entender muchísimo mejor la cultura y forma de ser del pueblo japonés. Tras un parón de dos años en España regresé a Kobe en Mayo de 2014. Han sido más de dos años en Kobe muy productivos a nivel personal y profesional. Después de trabajar como profesor de español y traductor e intérprete para el Ayuntamiento de Kobe el destino me lleva a Tokio. En este blog seguiré contando mis pormenores por estas lejanas tierras! Espero os motiven y entretengan!! Saludos desde Japón!! Tawakun.

2 Comments

  1. Fotón la primera de la puerta. Muy guapo el lugar.

Deja un comentario